FOTO DEL MOMENTO

FOTO DEL MOMENTO

10 de enero de 2013

Dominar lo básico en acrobacia: el vuelo recto y nivelado


Si se ha fijado en cada figura de acrobacia de la IMAC, verá que cada maniobra se enlaza con la siguiente con un tramo de vuelo recto y nivelado. Ese tramo es el final de cada maniobra y el principio de la siguiente, pero en cualquier caso también se puntúa como parte de una maniobra. Debería practicar el vuelo recto y nivelado tanto como lo hace con cualquier otra maniobra. Es por donde los pilotos de acrobacia de no precisión deberían empezar.



Podría parecer aburrido y fácil, pero en realidad, el vuelo recto y nivelado es una de las maniobras más difícil de dominar. ¿Por qué? Pues porque desde que aprendemos a volar radio-control tenemos el defecto de volar el avión viéndolo de perfil y el avión describe un ligero arco alrededor nuestro. En el pilotaje de radio-control o desde fuera, todo es cuestión de perspectiva y es una habilidad que tenemos que desarrollar. Con el piloto en el suelo y el avión volando a una altura superior y en una trayectoria presuntamente recta y paralela a la pista, al avión hay que verlo más por su parte inferior que de perfil. Por tanto, para hacer un tramo recto y nivelado que puntúe bien en un concurso, primero deberemos aprender a ver el avión desde fuera. Y para eso, la única forma es practicando.


Este es un buen ejercicio para aprender a apreciar el avión desde el sitio de pilotaje. Empiece volando su avión a unos 100 metros paralelo a la pista. Cuando llegue al extremo de la caja de vuelo (600 metros de ancho como máximo), suba en vertical. Se supone que al tirar de la palanca lo hace perfectamente hacia atrás, sin que al mismo la mueva hacia un lado girando los alerones. Si el avión no sube verticalmente, es que no tenía las alas niveladas (ver la Figura 2). Lo más habitual es volar con el ala de nuestro lado ligeramente más baja, de forma que en el tirón el avión se va hacia el piloto.



Continúe practicando esto a varias alturas hasta que consiga un ascenso vertical. En la trepada, otras fuerzas como el torque de la hélice afectarán al avión, por lo que sólo hay que fijarse en el tirón inicial para saber si tenía las alas niveladas. Use los alerones para nivelar antes del tirón, y en la trepada corrija con el timón de dirección para conseguir el ascenso vertical.
Los aviones con ala alta, ala media o ala baja se ven distintos en vuelo desde el suelo. El esquema de pintura del avión también puede influir en la percepción de su actitud. Aprenda a ver su avión practicando esto una vez tras otra.
Ahora llevemos el ejercicio de las alas niveladas a un paso más allá: volando en invertido. Hay que dejar de lado la imagen que tenía del avión volando derecho y empezar de nuevo. En una secuencia acrobática el vuelo recto y nivelado no siempre es volando boca arriba. De hecho, puede estar hasta un 30% del tiempo en vuelo invertido cuando pasa de una figura a otra, por lo que de la misma forma tiene que aprender a ver el avión con las alas horizontales en la posición de invertido. Ahora empuje de la profundidad en cada esquina de la caja de vuelo para ascender verticalmente y fíjese hacia qué lado se desvía el avión. Corrija la inclinación de las alas en el próximo intento con los alerones inmediatamente antes de empujar la profundidad desde el vuelo recto y nivelado. Una vez que empuje, sólo puede hacer correcciones con el timón de dirección, lo mismo cuando vuela boca arriba, pero ahora recuerde que cuando ve el avión ascendiendo por el lado de las ruedas el timón de dirección tiene que moverlo al lado contrario.
La corrección del viento es otro factor que influenciará en sus líneas de vuelo recto nivelado y en las líneas verticales. (Nota: “corrección del viento” significa que hay que desviar el rumbo del avión apuntando ligeramente contra el viento para mantener la trayectoria del avión paralela a la pista o perpendicular al suelo durante una trepada vertical. Ver la Figura 3).

Tenga en cuenta que si el avión vuela “cangrejeando” en la entrada de un tramo vertical, se desviará inmediatamente hacia la dirección del derrape. Hay que relajar algo del cangrejeo con el timón de dirección justo antes del tirón. (Recalco la palabra “algo”para significar que no hay una norma rápida y sencilla sobre cuánto hay que enderezar el avión). Todavía hay que mantener cierto ángulo de cangrejeo para mantener el avión paralelo a la pista. En un concurso de IMAC, hay que mantener cierto ángulo de cangrejeo en las trayectorias verticales puesto que también estarán afectadas por el viento cruzado. Cada avión responderá de forma distinta según su peso, de su momento de cola y de la cantidad de viento cruzado. La única forma de determinar el ángulo de cangrejeo que hay que quitar entre un tramo horizontal y uno vertical es practicando.
Podría parecer fácil, pero no puedo dejar de recalcar lo importante que es dominar el vuelo recto y nivelado por cualquier aspirante a piloto acrobático o por un piloto experimentado. Estos tramos son el ligamento de unión de una secuencia de maniobras.
Por DAN WOLANKSI